Sony Ericsson W800 y W880i, anunciados en 2005 y 2007 | Historia Telefonía Móvil

Tanto el Sony Ericsson W800, anunciado en 2005, como el W880i, anunciado en 2007, son una buena muestra de la era dorada de la Joint Venture entre Sony y Ericsson, que tuvo en el mercado excelentes móviles enfocados a la reproducción de música. De ahí la letra “W”, de Walkman.

El W800, con construcción de plástico y 99 gramos de peso, era un compacto pero grueso teléfono móvil con pantalla TFT de 1,8″, teclado alfanumérico, teclas de llamada y retroceso, y un joystick con botón de selección integrado. La tecla “W” serviría para alternar entre la función de teléfono móvil y reproductor de música.

En el lado izquierdo se podía ver un botón dedicado para pausar/reanudar la reproducción de música y un acceso a la tarjeta Memory Stick duo para complementar la memoria interna de 34MB. En el lado inferior constaba un conector especial de Sony Ericsson, mientras que en el lado derecho destacaba sobretodo el botón de cámara de fotografías y dos botones más para ajustar el sonido. En el lado superior no faltará la incorporación de un puerto de infrarrojos.

En la zona posterior, con una pequeña cubierta para acceder a la batería y a la SIM, destaca por encima de todo el objetivo de la cámara de 2MP y un doble flash LED. Un botón deslizante permitía proteger la lente  y al mismo tiempo servía para activar la función fotográfica en el terminal.

sony_ericsson_w800_2 sony_ericsson_w800_1

El sistema operativo del W800 contaba con un menú con aplicaciones y carpetas, una organización prestablecida y lógica determinada por la marca, con acceso a una zona de mensajes, agenda, aplicaciones para el entretenimiento, gestor de ficheros, reproductor Walkman… entre otros.

Los ajustes del sistema se distribuían en un escritorio general, otro dedicado a sonidos  y alertas, un escritorio para la pantalla, uno para llamadas y un último espacio dedicado a la conectividad.

Este teléfono tenía un claro enfoque para emplearse como reproductor de música, y la aplicación incorporada permitía filtrar el contenido por artistas, acceder a listas de reproducción y utilizar una serie de modos de sonido predefinidos. Con este móvil se incluía una tarjeta de 512MB.

La aplicación de cámara era bastante completa en ajustes disponibles, con opciones varías para manejar aspectos tales como la ISO, modalidad de captura, resolución de salida o aplicar efectos

El W800 traía también una batería de 900mAh, con autonomía estimada de hasta 9h para llamadas bajo redes GSM.

Dos años más tarde se anunció el W880i, en cuya cara delantera se incluían teclas dedicadas para controlar la reproducción de música Este teléfono mantenía una pantalla TFT de 1,8″, su cuerpo era más estilizado y contaba con una construcción más premium, con cara frontal metálica y el resto de la superficie recubierta con goma. Además, solo pesaba 71 gramos.

En el lado izquierdo estaba el botón para activar la aplicación Walkman y acceso para tarjetas memory Stick micro de hasta 4GB para complementar la memoria interna de 16MB: en el paquete de venta se incluía una tarjeta de 1GB. En el lado derecho se seguía apostando por la incorporación de un botón dedicado a la función de cámara. Este celular tenía un grosor de solamente 9,5 mm.

sony_ericsson_w880i_2 sony_ericsson_w880i_1

En la zona posterior del teléfono, con Bluetooth y compatible con redes UMTS, había una cubierta que daba acceso a la batería de 950mAh de capacidad y tarjeta SIM, además de un objetivo de cámara de 2MP que apenas se hacía notar.

Dos terminales de Sony Ericsson, el W800 y el W880, a los que apenas les separaban 2 años.