¿Nokia Lumia 925 o Nokia Lumia 1020? Las principales diferencias

Lumia925_lumia_1020

La llegada del Nokia Lumia 1020 va a plantear una duda en quienes vayan a comprar un teléfono Nokia con Windows Phone, de gama alta: ¿Lumia 1020 o Lumia 925?

Habiendo tenido la oportunidad de probarlos, juntos y por separado, puedo concluir que no hay mucha diferencia entre ambos a ojos de un usuario corriente: aunque, para los usuarios más sibaritas, está muy claro que la cámara del Lumia 1020,  con sensor de 41MP, marcará la diferencia.

¿Qué tienen en común ambos teléfonos? Una pantalla HD AMOLED de 4,5″, un procesador de doble núcleo a 1,5GHz, una batería de 2000mAh, conectividad bluetooth/Wi-Fi/NFC, una cámara frontal con 1280×960 pixeles de resolución y un cuerpo en una sola pieza. En los dos casos no se puede acceder a la batería, se insertará la micro SIM desde el lado superior, y la memoria interna será la única posibilidad de almacenar fotos, música, video y otros archivos (además de una cuenta en la nube). 

Si echamos un vistazo al diseño, el Lumia 925 combina partes de policarbonato (zona posterior) con un perfil metálico y un frontal de cristal Corning:  por el contrario, el Lumia 1020 cuenta con un cuerpo en una sola pieza realizado totalmente en policarbonato (plástico especial) con un frontal de cristal Corning (de 3ª generación).

También cabe señalar que el Lumia 925 es más delgado que el Lumia 1020 aunque, en mi opinión, ambos se alojarán cómodamente en el bolsillo del pantalón: el objetivo de cámara del Lumia 1020 no sobresale “excesivamente” respecto del resto de la superficie.  ¿PESO? El  925 es más ligero (139 gramos frente a 158 gramos).

Lumia925_lumia_1020_2 Lumia925_lumia_1020_3 Lumia925_lumia_1020_4

nota: pulsar sobre la imagen para ampliar

El diseño los delata, pero ambos son productos muy atractivos a la vista. ¿Cómo se comportan a la hora de utilizarlos como Smartphone? Para navegar por Internet, consultar las redes sociales, escuchar música y reproducir vídeos, acceder a servicios en la nube, jugar, descargarse y manejar aplicaciones, mandar correo electrónico, hablar por mensajería instantánea…. el Lumia 1020 y el Lumia 925 están en igualdad de condiciones pese a que el Lumia 1020 tenga una RAM de 2GB.

Lo único a puntualizar es que el las versiones estándar de ambos teléfonos cuentan con una diferencia de 16GB en la capacidad de memoria interna, eso es todo.

Para copiar contenido de un PC Windows a cualquiera de ambos Lumia será tan sencillo como conectarlos por USB y esperar a que aparezca una “nueva unidad” denominada “Windows Phone”: luego no tendremos más que arrastrar los archivos del ordenador a la carpeta del teléfono que más nos convenga. Cabe recordar que Windows Phone 8 todavía no es compatible con DivX (.avi), de forma que será necesario convertir las películas o series a un formato reconocible (MP4): yo recomiendo utilizar Nero 12 o Nero 2014 para la conversión de video.

Si bien el comportamiento de ambos Lumia es prácticamente un calco en experiencia de usuario, la excepción viene de la mano de la cámara trasera, que en los dos casos viene firmada por “Carl Zeiss”: el Lumia 925 trae una cámara de 8,7MP, mientras que el Lumia 1020 va más allá con su sensor de 41MP. ¿Cómo se interpreta esto?

El Lumia 925 obtiene una fotografías con una resolución máxima (16:9) de 3552×2000 pixeles, mientras que el Lumia 1020 aumenta la resolución a 7712×4352 pixeles: en mi opinión, de cara a la impresión en papel de gran formato, el Lumia 1020 ofrece una mayor garantía en nivel de definición y detalle. El Lumia 1020 viene con una aplicación extra, “Nokia Pro Cam”, a través de la cual se pueden obtener dos tamaños de imagen, simultáneamente, para una única captura: a 5,3MP y a 34 o 38MP (en función de si es ratio de imagen 4:3 o 16:9). Las fotografías a 5,3MP serían propicias para compartir en redes sociales o mensajería instantánea, mientras que las obtenidas a máxima resolución podrían reservarse para compartir en sitios como “Flickr” (tiene aplicación dedicada para Windows Phone).

El peso de las fotografías va a variar en función de la composición de la escena: con el Lumia 1020, las fotografías a máxima resolución pueden alcanzar los 17MB, mientras que en el caso del Lumia 925, las fotografías guardarán un peso entorno a los 5MB.

Lumia925_lumia_1020_5

Obviamente, la definición de imagen ofrecida por el Lumia 1020 es mayor que en el Lumia 925, así como el tratamiento de la luz en condiciones menos propicias: la lente del Lumia 1020 cuenta con un mayor diámetro. ¿Eso es todo? En realidad, otra de las ventajas de contar con un Lumia 1020 es la de poder disfrutar de un  zoom lossless de hasta 3 aumentos en fotografía, y hasta 4 aumentos en grabación de video: es simplemente asombroso captar los detalles de objetos más alejados, o incluso capturar con mayor detalle un objeto cercano.

Fotografías con zoom con gran nitidez y detalle, que se almacenarán a un máximo de 5,3MP, y dejarán a un lado los malos resultados obtenidos con el zoom digital. Gracias a la tecnología de cámara del Nokia Lumia 1020, la estabilidad de imagen al grabar video con  zoom lossless al máximo… es toda una demostración de como controlar el movimiento y ver claramente aquello que está alejado de nuestra posición. Con ambos teléfonos se pueden recoger imágenes en movimiento en FULL HD (1920×1080).

nota: grabación de video con el Lumia 1020, en Londres

¿Cuáles son tus preferencias? A no ser que quieras un teléfono para tomar unas fotografías envidiables, en mi opinión, el Nokia Lumia 925 será toda una acertada elección: el Lumia 1020 aporta la gran ventaja competitiva de la cámara con sensor de 41MP. Si el precio es otro de los condicionantes para elegir entre uno y otro, está claro que el Lumia 925 tiene las de ganar.

¿YA TE HAS DECIDIDO?